El Santuario de Monserrate

No se puede llegar a Bogotá - ya sea por tierra o por aire - sin identificar previamente a Monserrate; basta entrar por el extremo occidental de la Sabana para descubrir en su fondo de montañas la erguida silueta del Santuario ha identificado a la ciudad desde hace varios siglos. 

Asentado en la cima del cerro, como atalaya imperturbable, un hermoso Santuario preside y vigilatanto la ciudad capital como la sabana verde y apacible que le sirve de tapete. Y en el fondo del templo, en uncamarín especial, la hermosa y venerable imagen del "Santo Cristo Caído a los azotes yclavado en la cruz", preside silenciosa la gigantesca e ininterrumpida peregrinación de sus devotos.

 

alt

Vista aérea del Santuario de Monserrate con la ciudad al fondo.

 

Por un camino estrecho y mal empedrado suben y bajan desde hace casi cinco siglos los peregrinos y los amantes de la naturaleza, sedientos de paz y en busca de una luz que ilumine su sendero personal, alivie sus quebrantos y dé respuesta a sus más profundas inquietudes. Y sin romper la armonía de la naturaleza ni perturbar el paisaje, un teleférico y un funicular facilitan el acceso a miles de personas que también desean alcanzar la cumbre.

Lo invitamos a visitar el santuario e informarse detalladamente a través de este sitio web.